Warning: file_get_contents(http://www.geoplugin.net/php.gp?ip=54.81.244.248): failed to open stream: HTTP request failed! HTTP/1.1 403 Forbidden in /var/www/www/viajando/private/app/layout.php on line 254
 
 
Tamaño del texto
Un paseo imperdible
Biomuseo: un espacio único para conocer cómo surgió el istmo de Panamá
Por Redacción Ladevi   |  
29 de Septiempre de 2016

Ubicado en la Calzada de Amador –a la entrada del Canal de Panamá, sobre el océano Pacífico– el Biomuseo fue diseñado para contar la historia del surgimiento del istmo de Panamá y sobresale por ser la única obra del mundialmente reconocido arquitecto Frank Gehry en Latinoamérica.  

El Biomuseo despunta en la Calzada de Amador, ostentando una gran belleza arquitectónica. Sucede que, además de su relevancia como espacio para que los visitantes conozcan la historia del surgimiento del istmo de Panamá –que unió dos continentes, separó un gran océano en dos y cambió la biodiversidad del planeta–, el edificio fue diseñado por el afamado arquitecto Frank Gehry, siendo el Biomuseo su única obra en América Latina.

Ubicado en la entrada del canal de Panamá –sobre el océano Pacífico–, el Biomuseo cuenta con 4.000 m2 y ocho galerías de exhibición permanente. Además, incluye un atrio público, un espacio para exhibiciones temporales, una tienda, una cafetería y múltiples exhibiciones exteriores dispuestas en un parque botánico.

Y, adicionalmente, ofrece una fantástica vista de la ciudad moderna, el Casco Antiguo, el cerro Ancón y el puente de las Américas.

MARAVILLAS NATURALES.

El Biomuseo sorprende a los visitantes con una proyección audiovisual sobre las maravillas naturales que conforman los ecosistemas de Panamá, la formación del istmo –presentada en tres esculturas tectónicas de 14 m. de altura– y el intercambio de especies entre Norte y Sudamérica, a través de esculturas de animales.

Por su parte, la exhibición permanente combina arte y ciencia. Se titula “Panamá: Puente de Vida”, y consta de ocho galerías que relatan el origen del istmo de Panamá y su impacto gigantesco en la biodiversidad del planeta, diseñadas por el canadiense Bruce Mau Design, fundador del Institute Without Boundaries.

• Galería de la Biodiversidad: una bienvenida al mundo de la ciencia natural y a la explosión de vida en Panamá.

• Panamarama: un espacio de proyección de tres alturas y 10 pantallas sumergirá al visitante en una presentación audiovisual de las maravillas naturales que conforman los ecosistemas del país.

• El puente surge: un espacio de encuentro táctil y físico con el mundo geológico.

• El gran intercambio: esculturas de animales representan a 72 de las especies que comenzaron a cruzar el istmo desde hace casi 3 millones de años.

• La huella humana: un espacio abierto, parcialmente al aire libre, con 16 columnas que cuentan la historia de los seres humanos en el istmo y su interacción con la naturaleza.

• Océanos divididos: dos grandes acuarios muestran de qué manera el Pacífico y el Caribe evolucionaron al quedar separados por el istmo.

• La red viviente: cuenta con una enorme escultura –a la vez planta, animal, insecto y microorganismo– que produce un notable efecto en el visitante.

• Panamá es el museo: paneles y pantallas muestran las relaciones entre la biodiversidad de Panamá y el mundo, y ofrece acceso a una red virtual que vincula al museo con el resto del país.

Por otro lado, como una extensión de la arquitectura del Biomuseo, se encuentra el Parque de la Biodiversidad, un oasis para vivir diversas experiencias. Allí una selección de plantas endémicas y nativas continúa relatando la historia iniciada en el recorrido de la exhibición central. Cada una de ellas es escogida por su belleza natural, su adecuación al sitio y su historia, ya sea sobre la historia de Panamá, la alimentación, la vivienda, las relaciones simbióticas, las frutas o las flores.

Así, un total de ocho estaciones presentan conceptos centrales y proporcionan un lugar de cobijo a la sombra para relajarse, observar y aprender.